Camino de vera s/n - edificio 9B - UPV, 46022 Valencia

Publicar precios o no publicarlos, esa es la cuestión.

En el momento de lanzarse a internet muchas de las empresas se preguntan si deberían publicar precios en la web. Lo cierto es que esto depende del tipo de negocio en el que estés, por lo que deberías hacer un pequeño estudio antes de tomar una decisión. Has de tener en cuenta que vivimos en un mundo en el que no nos gusta pensar, en el que queremos soluciones y las queremos ahora. Por ello, vamos a comentaros algunas ventajas y desventajas que puede producir el publicar nuestros precios.

1 – Publicar precios en nuestra web es positivo solo para ciertos negocios.

Por lo general, las PYMES se verán beneficiadas si los publican. Hoy en día los seres humanos buscamos precios e información sobre lo que necesitamos, por lo que darles la información directamente sin tener que preguntar es muy valorado y da trasparencia al negocio. Ten en cuenta que publicar los precios reduce las barreras para que los clientes compren: esto atraerá la atención de los que les produzca cierta reticencia preguntar por los precios y facilitará el proceso de venta.

Hay ciertos negocios que realizan proyectos a medida o bien los negocios grandes o de lujo, que pueden optar por no presentar sus precios debido a la imposibilidad de calcularlos o para darles caché a su marca. De todos modos, pueden hacerlo sin problema, como también presentar packs que acoten los trabajos a realizar, lo que facilitará la compra y el trabajo que haya que hacer.

2 – Publicar precios en la web no le da ventaja a mi competencia.

Hay gente que piensa que si publicas precios la competencia tendrá acceso a ellos y podrían tener ventaja. En realidad esta posible desventaja siempre está presente ya que cualquiera puede preguntarnos los precios enviándonos un correo pidiendo información.

Tener esta reticencia es realmente dañino en caso de que seas una empresa pequeña, porque genera una barrera que te hará perder clientes.

3 – Publicar precios en la web facilita el proceso de compra.

No publicar tus precios fuerza al cliente a preguntar por ellos, por lo que la persuasión puede ser directa y, además, fidelizas en el momento si se consigue vender. Sin embargo, esto no tiene por qué ser positivo para todos los negocios. Las tiendas de ropa, por ejemplo, no deberían arriesgarse a hacer esto a menos que sean tiendas mega-exclusivas de lujo. Esta clase de negocios que venden muchísimos productos en poco tiempo tienen que tener los precios en la web y no forzar al cliente a contactar si quieren sobrevivir.

4 – Publicar precios en la web ahorra tiempo y esfuerzo.

Publicar precios en internet ahorra tiempo y esfuerzo a la empresa y al cliente. A la empresa, porque no tiene que responder a las peticiones ni tiene que presupuestar cada vez que un cliente quiera comprar y al cliente, porque la basta con darle click a un botón para comprar. Los precios, por tanto, pueden actuar como un primer filtro, haciendo que solamente las personas realmente interesadas contacten contigo.

Para concluir, te recomendamos que hagas un pequeño estudio antes de tomar la decisión. Nuestra recomendación es que publiques precios, o que, al menos, presentes algunos packs en los que puedas acotar precios por proyecto. Esto te ahorrará tiempo, esfuerzo y te hará ganar dinero.


¿Qué opinas tú?

 

Port Relacionados

Leave a comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR